5 consejos para que una PYME aumente sus ventas en Black Friday

La tecnológica Cosmomedia ha agrupado 5 consejos que toda pequeña y mediana empresa debe tener en cuenta para promocionar su Black Friday a través de medios digitales

Como cada año, el día siguiente al cuarto jueves del mes de noviembre se celebra en todo el mundo el Black Friday, una cita comercial que cumple 10 años en nuestro país y que este 2022 prevé un aumento de las ventas, motivado por la búsqueda de las mejores ofertas ante la subida de precios.

De hecho, según un estudio publicado por Aladinia, 8 de cada 10 españoles anticiparán en el Black Friday sus compras navideñas, un porcentaje muy elevado de la mayor época comercial del año.

Los datos reflejan que la semana “negra” no sólo está más que asentada en nuestro país, sino que además es mayoritariamente digital. Comparado con otros países, con un 6,3%, según datos de Finder, España es el quinto país del mundo en búsquedas online relativas al Black Friday. Además, 6 de cada 10 consumidores se decantan por las compras online, según el informe Adyen del Retail 2022.

En este sentido, frente a la llegada del Black Friday 2022, la tecnológica Cosmomedia ha agrupado 5 consejos que toda pequeña y mediana empresa debe tener en cuenta para promocionar su Black Friday a través de medios digitales.

El Black Friday es eminentemente online. Actualiza la web

La mejor manera de agrupar las ofertas de una pyme es a través de una página de aterrizaje, donde pueda desembocar la promoción, descuento o aquellos productos y servicios asociados. Al tener una única página, es más fácil de compartir en redes sociales o de promocionar a través de correo electrónico, publicidad en Google etc.

El Black Friday debe inundar la web de una empresa, de igual manera que destaca en su escaparate local. El diseño de la página y de las redes sociales permite mantener la promoción activa en la mente de usuarios y de los potenciales clientes.

Segmenta a los clientes para mandar promociones personalizadas

“La empresa que tiene una base de datos segmentada por edades, gustos o intereses de compra tiene un verdadero tesoro”, indica Silvia Fernández, especialista en marketing de contenidos de Cosmomedia. Tal es así que, siguiendo el historial de pedidos, cada empresa puede trabajar su base de datos para mandar promociones que verdaderamente se ajusten a los intereses de cada persona. Cuanto más se personalice el mensaje, mejor acogida tendrá en el consumidor digital.

“La mejor manera de llegar a diferentes grupos de potenciales clientes es a través del correo electrónico y con campañas de publicidad en redes sociales”, indican desde Cosmomedia.

Los plazos y la urgencia son importantes

Aunque el Black Friday ha pasado de ser un día para celebrarse durante toda la semana o incluso el mes entero, la temporalidad en la promoción es importante. A través de contadores regresivos o envíos de última hora, la empresa atrae a aquellos indecisos que han pospuesto la decisión de compra, evitando los temidos carritos abandonados.

Cupones Black Friday para espaciar los servicios

Peluquerías, talleres… si la pyme vende servicios, tiene que espaciar el Black Friday a lo largo de varios meses. Es la mejor manera para captar ahora, y calendarizar el trabajo para después. A través de cupones descuento, el usuario compra en noviembre, para disfrutar hasta determinada fecha, con reserva precia y sujeto a los días que sean menos activos para el negocio.

El cupón online es una fórmula que además puede acompañarse de un formato regalo para Navidad. “Regalar servicios a través de bonos adquiridos en Black Friday permite a las empresas adelantar ventas, manteniendo la actividad en épocas menos comerciales”, indican desde Cosmomedia.

Utilizar el Black Friday para captar nuevos contactos

Las grandes empresas no sólo aprovechan el Black Friday para vender más, sino también para generar nuevos contactos, con los que trabajar una relación comercial más adelante.

Las pymes también pueden utilizar el reclamo “Black” para contactar con nuevos posibles clientes, a través de concursos sociales y regalos o cupones descuento en la web.

Los concursos en redes sociales aumentan el número de seguidores con gustos relativos a la actividad de cada negocio. Son la vía de entrada para generar comunidad social y nuevos clientes.

Los regalos y descuentos en la web permiten atraer a nuevos contactos, siempre que se entreguen previa suscripción de formulario. “El usuario debe entregar sus datos para obtener el beneficio, pero siempre aceptando el aviso previo de comunicaciones comerciales” indica Silvia Fernández, de Cosmomedia.

La democratización de Internet permite que la pyme pueda programar un Black Friday digital con los mismos recursos y posibilidades que una gran empresa, si planifica su campaña teniendo en cuenta estos cinco consejos.

Este año las compras en el Black Friday crecerán un 25%, según el ‘Informe Black Friday 2022’, de Webloyalty. Esto quiere decir que la inflación, en vez de ralentizar el consumo, parece indicar que lo impulsará, motivado por la oportunidad de descuentos y ofertas de cara a la Navidad.

Es precisamente aquí donde la pyme, tenga o no comercio electrónico, puede aprovechar la el momento para canalizar el “tráfico black” hacia su empresa, antes de que lo haga su competencia. “Recomendamos activar el Black Friday en la web, tengas o no comercio electrónico. Si creas una buena página de aterrizaje, con un formulario para que el comprador solicite tus ofertas, puedes atraer nuevos clientes”, recalcan desde la tecnológica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.