Crónicas del sueño III: DRX gana los Worlds de LoL acabando con el sueño de Faker
Crónicas del sueño III: DRX gana los Worlds de LoL acabando con el sueño de Faker

La final del mundial de League of Legends llegó tras más de un mes de eliminatorias, alegrías y decepciones. De un lado T1, con un Faker determinante con ganas de ganar el cuarto

Del otro lado DRX, con un Deft sintiendo que el universo le debe un mundial (y puede que así fuera)

Ambos equipos Koreanos han llevado una marcha distinta en estos worlds pero solo uno podía llevarse la copa

Como preludio debemos resaltar que teníamos, por primera vez en la historia, a 4 españoles presencialmente en el estadio americano: Ibai, Kuentin, Knekro y Elyoya nos deleitaron con impresiones in situ y entrevistas previas como al mítico streamer norteamericano de LoL Tyler1. Dicho esto, la ceremonia de apertura comenzó con algo de retraso y gran expectación. Bajo mi punto de vista, el recinto delimitaba bastante las posibilidades visuales. Aun así, coreografía más que digna, actuación de Lil Nas X con su canción para estas finales “Star Walkin” y mapping en la pantalla circular del estadio. Por mi parte, primer café de la noche. Todo listo en las finales, todo listo en Aluche.

La moneda cayó del lado de T1 que eligió blueside. Con un first pick fulminante de Varus levantó la ovación del público del Chase Center. La respuesta de DRX: Aatrox, Viego y Sylas y completaron el draft Sivir y Heimerdinger en bot. Una delicia.

Pese a un early game más estable, con un robo del primer dragón por parte de Gumayusi y del segundo por parte de Oner se empezó a decantar la balanza a favor de T1. Todos los ojos miraban a Faker, frente a la oportunidad de ganar su cuarto mundial. Spoiler, el Koreano no falló. Minion tras minion, placa tras placas fue dejando por detrás a Zeka primero y al resto de DRX después. A partir de ahí, teamfights en torno a objetivos neutrales, snowball y un asedio constante que acabó doblegando al equipo de DRX. 1-0 para T1.

La segunda partida parecía llevar otro rumbo. Los drafts dejaron ver un Viktor (Faker) vs Sylas (Zeka) como atractivo principal, pero no se quedaba atrás el duelo en botlane: Ashe y Lux (Gumayusi y Keria) vs Varus y Heimerdinger (Deft y Beryl). En esta ocasión la primera sangre trajo consigo 2 más y T1 se puso por delante. Comenzó entonces la remada de DRX. Jugadas estratégicas alrededor de los dragones y algunas cazadas provocaron que los de Dragon X fueran con paso firme hacia la victoria. Pero esto no serían unas finales de los mundiales si la épica no aparece. Y en este caso, a T1 le tocó sacar un conejo de la chistera, se hicieron con el tercer y cuarto dragón y, cuando parecía que acabarían la partida, nuevamente DRX hizo el comeback y se llevó la partida. 1-1, 3.40 de la mañana, segundo café: Seguimos.

Nos plantamos ante la tercera partida en la que vimos por primera vez un duelo en la Toplane que olía a clásico: Gragas para Zeus y Orn para Kingen. La partida comenzó con un T1 centrado en presionar la botlane (conociendo que Deft estaba haciendo una gran serie) y en pelear los objetivos neutrales pero DRX no le perdió la cara desde el principio a la partida y comenzaron las hostilidades por las dos partes. Tomas y dacas decantados por robos de dragones (dos por parte de Oner) y barones Nashor (uno por parte de Oner y otro por parte de Gumayusi con una flecha providencial de su Varus). Tras esto y pese a la resistencia férrea de Dragon X, T1 consiguió tirar abajo el nexo y llevarse la partida. 4.30 AM, 2-1 para T1 y Faker a un paso de su cuarta copa mundial. Imposible tener sueño con estas finales.

Cuarta partida fue de esas en las que 9 de 10 veces gana T1. Pero si algo sabe DRX es ganar cuartas partidas y en esta no fue distinto. Unos draft que prometían espectáculo y un Faker con Akali no fueron suficientes para derrotar el sueño de Deft, que se lució con su Varus. Un early game algo más igualado pronto se decantó hacia el lado de DRX. Desde ahí hasta el final fue un conjunto de “casis” por parte de T1 que le llevaron al minuto 18 con 2 únicas kills de equipo (y en el support, que llevaba una Soraka). Tras dos intentos de Nashor fallido, DRX consiguió el objetivo neutral y con el push de líneas consiguió acabar con la victoria. 2-2, 5.25 AM. Está siendo la mejor final de la historia, de aquí no se mueve nadie.

La partida del desenlace se vistió de unos drafts de absoluta locura. T1 con Gwen, Viego, Víktor, Varus y Karma. DRX con Aatrox, Hercarin, Azir, Caitlyn y Bardo. Las cartas estaban sobre la mesa y ambos equipos ante el partido de sus vidas. Comenzaron con la first blood para T1 tras el flash de Oner sobre Zeka en midlane que apoyado por Faker, logró doblegar al Azir. A partir de ahí, escaramuzas y torres de tier 1 cayendo. Hasta que llega el momento del primer Nashor, en el que DRX, tras teamfight, lo tenía prácticamente terminado. En este momento volvemos por un segundo a 2016, Ashe y la flecha de PraY, un momento histórico, y al mismo nivel pero ya en el presente está Varus y la flecha de Gumayusi que se hizo con el barón Nashor para T1. El Chase Center se viene abajo. Lejos de bajar las manos, DRX  siguió escalando y confió en un Aatrox mortal y un Hecarim peligroso en cada trote. T1 siguió golpeando con firmeza hasta que llegó el momento culmen de la noche, del mundial, de la temporada, de la historia. El momento en el que Dragon X, el equipo que se clasificó en la última oportunidad al play-in de worlds, el equipo que salió de esta fase con más dudas que certezas, comenzó a ganar teamfights aisladas hasta verse en la base de T1 tirando abajo las torres de nexo. Hasta en ese momento el equipo de Faker intentó lo imposible, pues el rey diablo veía caer su nexo sin que pudiera hacer nada. 2-3 para DRX. 6.20 AM.

Deft merecía un mundial. Keria llora desconsoladamente y a mi se me saltan las lágrimas tras esta montaña rusa de emociones. Posiblemente, las mejores finales de la historia de Worlds de League of Legends. Empieza a amanecer, fin de las crónicas del sueño, ahora me toca soñar a mí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.