Sergio Flecha nos indica 5 verbos clave para evitar una montaña rusa comunicativa al emprender

Sergio Flecha es cofundador, junto a Alba Prieto, de Real, una agencia digital de marketing y comunicación que ayuda a todo tipo de empresas en sus estrategias de marketing y comunicación a través de sus servicios de comunicación y relaciones públicas, representación turística, creación de contenido y consultoría digital, entre otros

Con motivo del Día de la Montaña Rusa, esta lista pretende ayudar a emprendedores y pymes a mantener una comunicación constante en Redes Sociales, Blog o E-newsletter, entre otros canales

La planificación, el autoconocimiento y una ambición controlada son algunas claves para mantener una comunicación efectiva, en lugar de tener momentos de mucho contenido y otros sin nada que comunicar, como una montaña rusa comunicativa

El próximo martes 16 de agosto se celebra el Día Internacional de la Montaña Rusa, y ese es el sentimiento que describen muchos emprendedores, pymes y startups al hablar de comunicación. Se pone mucho énfasis en planes de negocio y de marketing, se establecen calendarios y fases… Pero la comunicación se suele dejar en un segundo plano y, cuando hay que afrontarla, muchas veces se convierte en un quebradero de cabeza entre redes sociales, blog, e-news, relaciones públicas…

Para ello, Sergio Flecha, emprendedor y especialista en comunicación, comparte un listado con los 5 verbos clave para evitar una montaña rusa comunicativa al emprender. Esta lista pretende ayudar a gestionar mejor un aspecto tan importante al crear marca como es la comunicación en sus diferentes modalidades y fases del negocio.

  1. Planificar. Es importante trabajar con antelación los contenidos que se quieren comunicar. Esto ayuda a tener un calendario claro con las temáticas y a tener en cuenta momentos clave del año según el sector de actividad. Aunque recomienda que “siempre se cuente con un cierto margen para improvisaciones que pueden ser oportunidades relevantes según la actualidad, sobre todo al pensar en relaciones públicas”.
  1. Programar cada canal. Todas las redes sociales se pueden programar con softwares que ofrecen versiones gratuitas. Por su parte, los editores de páginas web permiten programar los posts en el blog y, asimismo, los sistemas de e-mailing cuentan con la opción de dejar las e-newsletters previstas para que se distribuyan en una fecha seleccionada. Es decir, una vez que se trabaja el contenido que estaba planificado, se puede dejar programado y seguir con la tarea diaria.
  1. Reutilizar. El contenido que se comunica se puede, y se debe, reutilizar en diferentes canales. Un tema en el blog puede reutilizarse y adaptarse para generar dos o tres contenidos que comunicar en redes sociales con el formato conveniente. Y el hecho de salir en los medios se puede compartir en la web o la e-newsletter creando así otro contenido que comunicar. De esta forma se evita la sensación de no tener más ideas.
  1. Ser constante. Este aspecto es uno de los que más influye en el sentimiento de estar en una montaña rusa a nivel comunicativo. La constancia repercute positivamente tanto en el posicionamiento SEO de la web al contar con un blog actualizado con constancia, como en el alcance de los perfiles en redes sociales. Esta constancia se consigue con planificación y autoconocimiento.
  1. Conocerse para controlar la ambición. Normalmente en fases iniciales, los emprendedores o pequeños empresarios pretenden abarcar todos los canales posibles. Sin embargo, es necesario conocerse, saber cuánto tiempo se le puede dedicar a crear contenidos, la inversión en horas que conlleva el diseño y la programación, así como la gestión de esa comunidad online. Y ser consciente de que el tiempo disponible para comunicar variará en función de la fase empresarial. Al inicio puede haber más capacidad, pero según avance la actividad comercial y los clientes o las funciones administrativas acaparen un mayor porcentaje de horas, la comunicación tendrá menos oportunidades. Y es ahí donde la comunicación no puede parar porque es cuando se generar una montaña rusa comunicativa. En resumen, si en un futuro solo se puede publicar un post en el blog quincenalmente, o enviar una e-news al trimestre, lo ideal es empezar con esa misma frecuencia, aunque al inicio se quiera hacer más “ruido” y se pueda publicar un post semanal o enviar una e-news mensual.

Elección coherente de canales y frecuencia de publicación

Sergio Flecha nos indica 5 verbos clave para evitar una montaña rusa comunicativa al emprender

La montaña rusa comunicativa viene, en parte, motivada por la ambición de querer estar presente en todos los canales. De ahí que Sergio Flecha, como cofundador de Real Marketing y Comunicación, defienda la importancia de contar con una estrategia de comunicación coherente que incluya acciones en redes sociales, blog, web, etc. así como de Relaciones Públicas.

Según Sergio Flecha “hay ocasiones en las que vemos cómo marcas están presentes en 5 o 6 redes sociales porque no se han parado a analizar si su audiencia realmente está en ellas. O negocios que publican en su blog cuando les sobra algo de tiempo y tienen varios posts en los meses de verano, pero nada en otoño”. Y destaca que “por eso siempre recomendamos pararse a analizar previamente, por un lado, cómo es tu audiencia y dónde se encuentra para elegir los canales más apropiados y, por otro, hasta dónde puedes o podrás llegar a implicarte en la comunicación de tu marca para mantener una frecuencia constante que te reporte beneficios”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.